sábado, 5 de noviembre de 2016

Hablando de Teatro Con... Guadalupe Sánchez

Para celebrar que Desde La Platea ya está en mas de cien mil visitas, voy a empezar una serie de entrevistas, en las que destacados artistas hablarán sobre sus carreras, sobre el teatro, y para que en este pequeño blog puedan expresar todo aquello que quieran decir. Espero que la iniciativa os guste, y que funcione igual de bien que las críticas, y que esta entrevista sea la primera de muchas mas.

Para inaugurar la sección, le he pedido a la gran soprano Guadalupe Sánchez que me concediese ese honor, y aceptó con gusto.

Hace casi 20 años que conozco a Lupe, para mi es Lupe, como para casi toda la profesión. Como  hoy en día está mas centrada en la docencia, hay algunos espectadores, especialmente los mas jóvenes, que desconocen la figura de una de las cantantes mas importantes de su generación, y que merece como pocas y por derecho propio que se reconozcan su trabajo, y sus insuperables facultades. Guadalupe Sánchez, destacadísima soprano, con un carrerón que hoy en día es difícil de plantear entre nuestros cantantes, ha interpretado por todo el mundo, tanto ópera como zarzuela, y sin duda es una de las mas importantes cantantes de zarzuela del último tercio del S.XX, con múltiples personajes considerados referenciales hoy en día.

Me recibe Lupe en su casa y en zapatillas, hay confianza. Con nosotros están sus dos gatitas, Pepa y Manuela, Manuela casi no apareció es timidilla, pero Pepa, estuvo todo el rato de un regazo a otro buscando caricias y mimos, mientras departíamos "La Sánchez" y un menda, en una charla de mas de hora y media, que tuvo poco de entrevista y mucho de conversación entre dos amigos.
Fue generosa en las respuestas, clara directa y rotunda. Lupe sabe lo que quiere decir y como lo quiere decir. Mujer de gran carácter, y mucho arranque hacia la vida, plasma en esta entrevista una existencia dedicada al arte, y que como ella bien dice, que no la cambia por nada.
Por motivos obvios es imposible transcribir la conversación completa, porqué tendría que abrir otro blog para ello, pero si os diré que hablar con Lupe es reír, aprender y olvidarse del resto del mundo por un ratito. Son muchas horas de vuelo las que tiene mi amiga, y sabe cuando puede y debe ser el centro de atención. 
Espero que disfrutéis de la charla, seguro que vais a descubrir cosas que no sabíais, alguna anécdota del mundo de la lírica, y sobre todo lo que podréis ver es que, sin duda, la experiencia es un grado. Y la seguridad con la que Guadalupe Sánchez habla, es la del profesional que sabe que conoce su trabajo y su gremio de un extremo a otro.

Comencemos....

D.P. -¿Como empezaste en el mundo del canto?
G.S.-Yo trabajaba en una oficina, y estaba en la Agrupación Lírica de Madrid que dirigía el Maestro Torres,  me dijeron que faltaban voces primeras para el coro de Evita, y estando en esa producción me llamaron de la compañía de los Ases Líricos para irme a América como segunda soprano, y allá que me fui, luego ya vino todo bastante rodado. En la agrupación realmente fue donde empezaron a ver que tenía posibilidades, el maestro Torres me llamó para un aumento de coro en La Zarzuela para Los Vagabundos, y ahí fue donde se conoce que escuchando a otros cantantes acostumbrados a cantar mi voz empezó a cambiar. Al ver que tenía condiciones, conocí a María Luisa Castellanos y empecé a estudiar con ella en el conservatorio. Estando precisamente en América ya como soprano, me envió la nota de primero de canto.

D.P. -Un maestro o maestra que te haya influido.
G.S.-María Luisa Castellanos y Ángeles Gulín.

D.P. -Que destacarías de María Luisa Castellanos como profesora de tantos profesionales tan reputados.
G.S.- Es una mujer de una energía tremenda, sus clases eran pura energía. Recuerdo que siempre nos decía, lo que tenéis que hacer antes de salir a escena es apretar el culo, y salir (risas). Y eso se lo digo yo a mis alumnos. Ahora hay que apretar el culo y salir, si te pones ahí ya sabes lo que hay que hacer, si no haberlo pensado antes, no queda otra. Realmente muchas de las cosas que me enseñó María Luisa y que tan bien me funcionaron las aplico a mi alumnos. He tenido la suerte que todos mis profesores siguieron la misma línea que María Luisa, he estudiado también con Emelina López y cuando entré en la Escuela de Canto, con mi amiga María Dolores Travesedo cuya opinión para mi es muy válida, y además encantada durante el tiempo que estuve con ella.

D.P. -¿Que supuso Evita y que recuerdos guardas de aquella producción?
G.S. -Un cambio total en mi línea de vida, el principio de todo. Fue la ruptura de mi vida como secretaria ante el mundo del espectáculo, que me pareció una maravilla. Allí conocí a Paloma, Pablo Abraira, y Julio Catania que también me dio clases. La producción era una preciosidad, aunque fue muy corto, duró como tres meses, y ya me fui a "hacer las Américas".

D.P. -América. ¿Como fue la experiencia?
G.S. -Me llamaron para decirme que si quería irme a Bogotá, y fue un choque tan grande que en el momento no sabía ni donde estaba (risas) obviamente lo sabía pero en ese momento no me lo esperaba. Me quedé a cuadros. Me dijeron empiezas con La Dolorosa, continúas con Los Gavilanes, después Luisa Fernanda, etc, etc. Me tuve que estudiar el repertorio por las noches, íbamos a estreno cada tres días. Me ayudaron mucho Tomás Álvarez, Fernando Carmona y Carmen De Camp. En el escenario ahí estaba Tomás, con el estaba salvada. Recuerdo en Los Gavilanes, que Carmen y Fernando me decían.. mira tu sales por aquí, esta es tu casa, te vas y sales por ahí, tu estate tranquila que yo te espero. A mi que me gusta mucho salir con los compañeros, la responsabilidad me podía y todas las noches me las pasaba estudiando. Me salva que tengo mucha memoria, pero fue un trabajo tremendo. Luego ya en España seguimos tres meses en el Centro Cultural de la Villa, para mi siempre se llamará así, y fui debutando el resto del repertorio. De ahí al Teatro de La Zarzuela.



D.P. -Debut en el Teatro De La Zarzuela
G.S. -Debuté con una antología de Torroba. Audicioné con Deus el director por aquellos tiempos y me seleccionaron. Fue una producción divertidísima. Estábamos Carmen González, Jesús Castejón, María Uriz, Ángeles Chamorro, Josefina Meneses... estando en esa producción me ofrecieron La Villana, que creo que no se ha vuelto a reponer hasta ahora. Dirigía Montesinos que ya había dirigido la antología de Torroba y el director musical era García Asensio.

D.P. -¿Tuviste sensación de mas responsabilidad debutando con un papel tan grande en el Teatro de la Zarzuela?.
G.S. -No, (rotunda) realmente no te planteas cuando estás delante del público si estás haciendo algo mas grande o mas pequeño, hay que hacerlo no queda otra, a no ser que se caiga la lámpara, que alguna vez lo he deseado (risas) menudas palizas que me he dado (risas, otra vez). 

D.P. -Óperas
G.S. -Una vez terminada La Villana me ofrecieron la Gianetta del Elixir de Amor con José Carreras. Posteriormente hice Suor Angelica con Daniela Dessi, maravillosa maravillosa, como persona era afable y muy cercana. Luego la hice con Kabaivanska, y después ya me ofrecieron la Tosca con Pedro Lavirgen en el Campoamor. Hay una anécdota muy graciosa de esa producción. En el descanso del segundo al tercer acto vi unas colchonetas pregunté a los tramoyas que donde las iban a poner para saber por donde me tenía que tirar. Y me dice el tramoya... ¿pero que colchonetas? (risas) menos mal que pregunté sino me rompo la crisma, (risas otra vez).

D.P. Algún papel de ópera que te gustaría abordar
G.S. Turandot.

D.P,- ¿La tienes montada?¿Como abordas un papel así?
G.S, -Si. Con mucho cuidado si empiezas dando caña al principio no llegas al final,  y mucha técnica, la técnica es primordial.

D.P. -Diferencias entre cantar ópera y zarzuela
G.S.-A mi me parece mas difícil cantar zarzuela que ópera. En la ópera estás todo el tiempo cantando, puede estar en una tesitura endiablada, pero la voz está siempre ahí montada. En la zarzuela la voz debe estar preparada para cantar y colocada para hablar, y no puedes puedes abordar un papel con la voz colocada como para cantar. El papel te puede pedir la voz en el pecho, un dramatismo que tienes que conseguir tanto física como vocalmente, cantando y hablando. La ópera tiene las tesituras mejor delimitadas, muchas zarzuelas fueron compuestas para una cantante específica, en la ópera aunque alguna vez haya ocurrido, las tesituras están mejor definidas.

D.P.-¿Donde situarías tu tesitura en este momento?
G.S. -Spinto, verdiana. Mas verdiana que otra cosa, por carácter mas bien (risas).


D.P. -José Tamayo y Antología, recuerdos de aquellos tiempos.
G.S. -No recuerdo el momento exacto en el que me llamó Tamayo, me vio cantar y de ahí vino todo. Tuvimos una entrevista, y no entendía nada de lo que me decía, no lo digo como burla, para mi ha sido el mejor director que ha habido en este país. Pero la forma de hablar tan particular que tenía hacía muy difícil entenderle al principio. Yo aquel día le dije a todo que si, y cuando me decía ¿como que si? pues yo entonces decía que no (risas). Cuando llegué a casa me preguntó mi madre que que tal, y le dije... pues ni puñetera idea, no se ni lo que voy a cantar, ni lo que voy a cobrar, lo mismo me ha vendido una avioneta y no me he enterado. Yo iba alternando con Mari Carmen Ramírez, el que organizaba las giras era Saura (marido de Ramírez) y logicamente favorecía a Mari Carmen. ¡¡Me lo cantaba todo!! tarde y noche, iba a doblete diario, fue una gran paliza. Cambia de país, levántate a las cuatro de la mañana para subirte a un avión,cambia de hotel... Gracias a Liliana Polledo que me echaba una mano porqué era inviable que yo cantase todas las funciones. Realmente no puedo decir que compartiese papel con Mari Carmen, ya que ella hacía solo algunas funciones, el resto las hacía yo. Eran una giras tremendas, la primera la empezamos en Cuba y la acabamos en Buenos Aires. Aquella gira duró seis meses a un ritmo tremendo de tarde y noche diaria.



D.P. -¿Opinas que un espectáculo similar a la Anotología de Tamayo, revitalizaría el género?
G.S. -Quizá popularmente podría ser, pero no es una forma de acercar la zarzuela, ya que una antología es basicamente visual, quizás para acercarla al gran público si, pero como género no.




D.P.- ¿Como llegó Plácido Domingo a tu vida?
G.S.-(Sonríe) Que bonito! ¿como llegó Placido a mi vida? fue estando con Tamayo, Plácido vino de cantante invitado, yo tenía que cantar con el... y soplarle mucha letra (se ríe) el siempre me decía yo la música me la aprendo muy rápido pero la palabrería... A raíz de aquellas funciones conocí a su representante, José María Chinchilla, gran persona, que para mi era como un talismán, y empezó a llevarme como agente. En esa época hice los Conciertos de San Isidro, la presentación de Jaca 98, la Gala De Reyes en el Auditorio Nacional y la presentación de la Expo92. De la Gala de Reyes hay una anécdota muy curiosa. Se improvisó totalmente ya que suspendió Teresa Berganza. Yo estaba en casa planchando, y a punto de ir a ver el concierto. En ese momento de llama José María (Chinchilla) y me dice..." Guapalupe" ¿que tienes que hacer esta noche? yo le digo que naturalmente ir al concierto, y José María me dice... tanto que vas a venir al concierto, como que vas a cantarlo, y yo que no me lo creía. En ese momento Chinchilla suelta el teléfono, y me dice una voz... Lupe soy Plácido, vente por favor que la Berganza ha suspendido. Yo que le contesto ¿y que voy a cantar? y me dice Plácido, ¡yo que se! vente para acá y ya lo veremos (risas).

D.P.- Hay una anécdota que me gustaría que contaras, la noche en la que tu madre conoció a Pepita Embil.
G.S.- Estaba en la presentación de Jaca, y cuando acabó el concierto, entra mi madre en el camerino diciendo divina, has estado divina, y en esto entra Pepita Embil y dice.. ¡Ay! como has cantado, has estado magnifica, y mi madre... si es que mi hija lo canta todo muy bien. Pepita empieza a decir que me augura un gran futuro, que la voz es magnifica, que es una voz de las que no hay, y va mi madre y dice... ¡¡Pues su hijo tampoco lo hace nada mal!!!.

D.P. -¿Como crees que se le podría dar empuje a la zarzuela, y cuales crees que son sus problemas mas graves?
G.S.-Poner al frente de grandes teatros a personas que no saben de zarzuela, hablo de grandes teatros. Parece ser que España no hay españoles que entiendan de zarzuela y contratamos a personas que no son españolas, cuando hay gente de nuestro país muy válida, como por ejemplo Miquel Ortega, el primero que se me viene a la cabeza, y que me consta que se ha ofertado ¿Por que se mete a quien no sabe de zarzuela que luego programa espectáculos que no tienen nada que ver con la zarzuela?. Además los montajes se les dan a directores que no son españoles y que no entienden de zarzuela, y luego pasa lo que pasa. Se debería tener el Teatro de La zarzuela abierto todo el año, y se podría dar cabida a las pocas compañías privadas que hoy en día se atreven a hacer zarzuela y que se las subvencione. Otro problema son las compañías aficionadas, que aunque mayoritariamente contraten a solistas profesionales de empaque, yo misma he ido invitada por algunas, no dejo de reconocer que hoy por hoy todo el trabajo que le están dando a compañías aficionadas no se le está dando a los profesionales. Simplemente están ocupando una parcela que no les corresponde.



D.P. -¿ Crees que falta el gran repertorio en el Teatro De La Zarzuela?
G.S.- Evidentemente. Faltan los títulos de siempre. Dirán que hay que meter cosas nuevas, y estoy de acuerdo, pero no olvidarse del repertorio mas conocido. No se pueden plantear temporadas de títulos completamente desconocidos.

D.P.- Diferencias entre los cantantes de antes y los de ahora
G.S.- Bueno, los cantantes de antes eran, Cantantes. Eramos ante todo compañeros, los de ahora son una panda de divinos que en el 90% de los casos no saben ni lo que son  unos cabos. Necesitan que los peinen y que los maquillen, falta humildad y falta oficio. Muchos se piensa que está todo conseguido, no digo que sea todo así, pero en líneas generales si. También se ha perdido el compañerismo que antes había, era la vida del teatro. Hoy en día se encumbra a los cantantes en unos estatus que no les corresponde y ya no se quieren bajar de ahí, y esta es una profesión de grandes picos.

D.P- Yo echo de menos a los grandes animales escénicos, y eso viene a colación con el oficio, ¿que opinas?
G.S.- Antes había directores de teatro que te enseñaban, y suficientes funciones como para desarrollarse artisticamente. La compañía de Amengual fíjate si trabajábamos, yo pasaba por Madrid para cambiar la maleta. Podrías estar o no de acuerdo con el enfoque, pero es un hombre que sabía lo que estaba haciendo, y además tenías la seguridad de que siempre ibas a cobrar. Además practicamente todos hemos pasado por ahí. Aunque Antonio sea del Atlético hay que reconocérselo, (ríe y me dice, eso ponlo que seguro que lo lee).

D.P.- Tu papel favorito de zarzuela
G.S. Gigantes y Cabezudos, hacerlo ojo, porque viéndolo sufro mucho. Mis papeles favoritos son y en este orden Gigantes, Gavilanes y La Rosa Del Azafrán.

D.P.- Tu Pilar de Gigantes y Cabezudos es un referente...
G.S.- Sigue siéndolo, pero recordarás que en algunas compañías he llegado a hacer hasta tres funciones diarias, por mucho que yo dijera que había que ir dejando paso, pero nada, tenía que ser yo. Así que muy honrada, pero estoy de la Pilar un poquito hasta aquí (se señala el pelo).

D.P.- Una cantante femenina que admires.
G.S.- Guadalupe Sánchez.

D.P.- ¿Y ademas de Guadalupe Sánchez?
G.S.- Guadalupe Sánchez, no voy a destacar a ninguna, unas porque no me gustan y otras porque no sería justo nombrar solo a una.

D.P. - ¿Y una de las vacas sagradas del panorama musical?
G.S.- Angela Gheorghiu.

D.P. -Un cantante masculino que admires
G.S.- Plácido Domingo, como artista en su conjunto, y Manuel Ausensi por supuestísimo, que además era amigo personal mío, al que quería muchísimo.

D.P.- ¿Como era Ausensi en las distancias cortas?
G.S.- Un "catalino" como decía él, que se casó con una "chamberilera". Era un cielo de persona, cercano, encantador, nunca tenía una mala cara... tanto el como Conchita eran unos seres muy especiales. No se si sabes, que la mayoría de las grabaciones de zarzuela no iban ensayadas. El había estudiado trompeta, y tenía una gran facilidad para leer música, así que se leía la partitura y a grabar.



D.P.- Ahora ya está mas metida en el mundo de la pedagogía, dime algo sobre la faceta pedagógica.
G.S.- Me da mucho respeto manejar la voz de otra persona, porqué me da mucho miedo el hecho de poder hacerle daño. También es primordial que la persona te entienda. El canto es un concepto que no es fácil que te entiendan, ya que es algo metafórico, por tanto hay que buscar la forma de que lo que quieres decir quede claro.

D.P.- ¿Crees que es necesaria una asignatura específica de zarzuela en las escuelas?
G.S.- Se debería hacer. Lo propuso el Maestro Torres en la Escuela Superior de Canto. Por supuesto no les interesó porque ahí solo se hace Mozart.

D.P- Un consejo que le des a tus alumnos, mas allá de lo vocal, y que tenga que ver con su carrera.
G.S.- Que tengan mucha humildad, precisamente por lo que hablábamos antes de los altibajos de la profesión. Cuando vienen mal dadas, ¡ojo!. Cuando yo estaba disparadísima y de repente paré, por motivos que nunca llegué a descubrir, y que le tengo que agradecer entre otras personas a Miguel Roa, que todo el mundo le admirará mucho, pero yo no. Lo siento porque es  una persona que ya no está entre nosotros, pero a mi me ha hecho mucho daño. Y en aquel momento en el que todo se paró tuve que enfrentarme psicologicamente a un problema gordo.

D.P.- Un consejo técnico básico que le des a tus alumnos.
G.S.-El manejo del aire, y mantener la voz alta siempre en el paladar. Aire abajo, voz arriba.

D.P.- Dime algo que te apetezca decir en particular
G.S.- Que no deberían olvidarse de las personas que hemos hecho una carrera, hablo a título de empresario teatral de los que pueden por medios e infraestructuras. Que no deberían olvidarse de muchos cantantes que hemos hecho una carrera y que seguimos en activo y que nos han olvidado con muy poco respeto y mucha saña. Evidentemente yo no voy a pretender hacer una Katiuska por motivos obvios. Pero hay muchos papeles que si podría afrontar. Es mucho mas cómodo tirar de los que hacen mas pasillo, o están mas cercanos. Yo es que he sido siempre una persona poco diplomática, y eso creo que me ha perjudicado.

D.P- ¿Piensas que se está dejando de lado a los profesionales de la zarzuela?
G.S.- Si, totalmente. Por eso se está perdiendo el género. Cogen personar con la carrera recién finalizada y que todavía no tienen el peso específico necesario para abarcar ciertos personajes, que posiblemente lo tendrán, pero mas adelante.

D.P.- Para finalizar. Cualidades necesaria para ser solista.
G.S.- Humildad, estudio, preparación, que no siempre se sale preparado (vocalmente hablando) y muchas ganas de aprender, nunca está todo aprendido.

D.P.-¿Es mas importante la técnica que las facultades?
G.S- Si, por supuesto. Las cualidades duran un tiempo, el aprendizaje te da una técnica que te permite tener una carrera larga.




*Si alguien considera que alguna de las imágenes utilizadas en este blog, está protegida por copyright, ruego me lo comunique para retirarlas a la mayor brevedad posible. 

16 comentarios:

  1. Grande, Lupe! Magnífica entrevista y admirable sinceridad.

    ResponderEliminar
  2. Magnífica Lupe, dentro y fuera del escenario! ��

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me ha gustado mucho conocer el recorrido profesional de esta gran cantante. Descubrir sus vivencias y lado humano, tan sinceros, toda una sorpresa. Enhorabuena a entrevistada y entrevistador.

      Eliminar
  4. Enhorabuena me ha encantado la entrevista.

    ResponderEliminar
  5. Muchas gracias querida amiga por tu recuerdo tan cariñoso. A pesar de todo ¡qué bien lo pasábamos!.Un beso muy muy fuerte para un ser humano que es tan maravilloso como persona como lo es su voz. Te quiero Lupe.

    ResponderEliminar
  6. Grande Lupe y es verdad que su humildad la adorna mas aún que su grandeza como artista. Siempre creible en todos sus papeles. Es una pena no verla mucho mas en los escenarios. Con ello aprenderían los que tanto tienen que aprender, que encima tienen el Género en sus manos.
    ¡Enhorabuena al entrevistador!

    ResponderEliminar
  7. Gran entrevista,me ha gustado mucho, y eres grande en todos los aspecto.

    ResponderEliminar
  8. Gran entrevista,me ha gustado mucho, y eres grande en todos los aspecto.

    ResponderEliminar
  9. Me ha gustado mucho la entrevista, sobre todo porque Lupe siempre habla muy clarito, asi es Lupe!! Para mi una grandísima cantante, actriz, artista por los "4 costaos", y gran compañera de quien debemos aprender. Un honor compartir escenario con ella y de su Pilar de Gigantes...jajaja. LA MAS GRANDE!!!! La romanza de "La carta" IMPRESIONANTE E INIGUALABLE!!! El que quiera que la busque en youtube y disfrute!!
    Un abrazo
    Angela Lorite

    ResponderEliminar
  10. Me ha gustado mucho la entrevista, sobre todo porque Lupe siempre habla muy clarito, asi es Lupe!! Para mi una grandísima cantante, actriz, artista por los "4 costaos", y gran compañera de quien debemos aprender. Un honor compartir escenario con ella y de su Pilar de Gigantes...jajaja. LA MAS GRANDE!!!! La romanza de "La carta" IMPRESIONANTE E INIGUALABLE!!! El que quiera que la busque en youtube y disfrute!!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Excelente como siempre, en lo vocal, en lo profesional, y en lo humano, la querida Lupe.

    ResponderEliminar
  12. Brava mi Lupe, "mi soprano favorita" como yo la llamaba, me ha hecho recordar los buenos tiempos que pasamos juntos en las Américas y los muchos bolos que también hicimos por las Españas. Buena entrevista Jonathan, gracias.

    ResponderEliminar